martes, 18 de junio de 2013

Mi niña dentro, y yo fuera...

Así estábamos hace apenas una semana mi niña y yo, a las puertas (cerradassúpercerradas) del coche, ella dentro y yo fuera.

Creo que no encuentro ninguna palabra que defina de forma precisa cómo me sentí ese instante en que me acerco a la puerta del conductor, tiro del picaporte y aquello no abre de ninguna manera...

Y es que sí, hay un sistema que cierra automáticamente los seguros del coche cuando lo pones en marcha y lleva un rato encendido. ¿Y por qué estaba en marcha?, fácil, porque lo encendí yo desde los asientos de atrás, ¿y por qué hice eso...?, fácil también, porque había parado el coche en la puerta de la guarde para coger a la gordi a pleno sol, pero mínimo a doscientossss grados sin exagerar ni un sólo grado arriba, y cuando salí con ella y con todas mis buenas intenciones pensé... "mientras te voy acomodando en la silla, voy a encender el motor y el aire para no morir en el intento". A todo esto con la puerta del copiloto abierta of course!.

Y así fue como, sin comerlo ni beberlo, mi bebé se quedó encerrada en el coche, con su madre histérica, al borde del colapso y sudando unos mil litros por cada poro, fruto del calor sofocante que hacía, pero más aún del soponcio que estuvo a punto de darme.

Guardia civil, policía local, profesora, directora de la guardería, y hasta un señor de un taller, éramos todos uno como Fuenteovejuna, para sacar a mi bebé del coche (afortunadamente fresquito a 19 grados), mientras su madre que ya no podía más, suplicaba que rompieran de una vez por todas el cristal para poder abrazar y besar a su pequeñina! (que una es un poco atacada de la vida, pero que media hora son treinta laaaaargos minutos esperando y mirando desde fuera...).


- ¡Pero si está tranquila y fresquita! me decían todos.

- Antes de romper, vamos a agotar todas las alternativas, mientras ella esté bien... Si se pone a llorar rompemos enseguida!.


Y sí, parecía alucinada, y un poco asustada al final, pero estaba bien. Mi niña nos miraba a todos desde dentro, supongo que extrañada de ver tantas cabezas que la observaban pero que no la acompañaban.

Hija, qué valiente y paciente fuiste. Gracias por no llorar en ese momento, por no mostrar temor y enfado, porque creo que hubiese abierto ese cristal que nos separaba aunque fuese a porrazos de ese guardia civil, todo hay que decirlo tan amable y tranquilizador.

El señor del taller, véase angeldelaguardacaídodelcielo, desenfundando lo que a mi me pareció una espada de caballero andante y haciendo uso de una mini-cuña de madera, apalancó un poco la puerta y abrió con una rapidez pasmosa, justo un momento antes de que empezaras a llorar y protestar, ¡hombre ya, que ya está bien con la gracieta...!

Pos supuesto al contar la anécdota en familia, no faltó quien se acordase de cierto episodio de la serie "Modern family", graciosa donde las haya y en la que los amorosos Cameron y Mitchell vivieron una situación muy parecida.

Creo que sobra decir quién era yo en ese momento... ;-)


15 comentarios:

  1. madre mia!! vaya sustazo te debiste llevar...a mi me paso algo parecido pero en casa y con la reja (menos mal, porque llega a ser la puerta de casa y me da el patatus seguro), bueno la verdad que mi hijo mayor ya me ha cerrado alguna que otra puerta, las llaves de casa siempre van en mi mano, pero lo peor...embarazada del segundo, el mayor me cerro la puerta de la cocina la patio y esa no tiene llave, y la comida en el fuego...ay madre me entro tal panico que abri la doble puerta de una patada...
    ahora a relajarse guapa, y a seguir disfrutando de la peque.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ja jaj ja! O sea que a tu hijo mayor es mejor que no le pierdas de vista ni un segundo! Vaya sustos no??. No me extraña que abrieses de una patada!... con la comida en el fuego!!
      A partir de ahora, no me separaré de las llaves ni un segundo!
      Un abrazo grande y gracias por pasar.

      Eliminar
  2. Jijiji me da mucha risa lo del episodio de Modern Family.

    Pobre, qué hiciste después de que abrieron la puerta y pudiste abrazarla? buuuff yo hace mucho que no fumo, pero en ese momento hubiese pedido un cigarro jijiji que estrés!

    Seguro cuando ella crezca se reirán juntas cuando le cuentes esto :)

    Bessos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues mira, lo del cigarro ni lo había pensado... Yo también hace mucho que no fumo, pero en esos momentos, ufff... seguro queme hubiese aliviado! ;-)

      Tienes razón, seguro que será una anécdota graciosa que compartir cuando sea más mayor.

      Un abrazo grande y gracias por pasar a visitarnos.

      Eliminar
  3. jajajajaj, es que el fragmento del episodio que has puesto es buenísimo :) pero menudo susto!!!
    y eso que la peque estaba tranquila que llega a estar llorosa o algo y a mi me da un "patatus"! pero es que los coches los carga el diablo... yo tengo la costumbre de llevar la llave en el bolsillo cuando estoy cacharreando en el maletero o algo por si le da por cerrarse y se quedan secuestradas dentro!
    Besotes y me alegro de que todo quedase en un sustito y una anécdota para recordar :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias guapa! Veo que tu pequeña sigue agustito ahí dentro!

      Sí que fue un susto grande! A partir de ahora, mis llaves también estarán siempre en mi bolsillo!

      Un abrazo grande y espero que pronto nos cuentes las buenas nuevas!

      Eliminar
  4. A veces tanta medida de seguridad y de comodidad son una autentica molestia, y sobre todo cuando pasan estas cosas. Menos mal que mantuviste la calma y diste con tu ángel armado de palanqueta y al final no paso nada. A la próxima ya sabes... coche parado y dos juegos de llaves :P

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ja ja ja! Bueno, eso de que guardé la calma es un decir!! ;-).

      Cuando todo pasó, creí que iba a desmayarme...!

      A partir de ahora, las llaves no se separan de mi!.

      UN abrazo fuerte.

      Eliminar
  5. Jajaja, ahora me río, porque se que todo terminó bien y porque si me llega a pasar a mí... uf, que momento.

    Me alegro de que la peque fuese una campeona y lo llevase tan bien.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que sí que fue una gran campeona!! Pobreta mía... cómo nos miraba a todos, con carita de asombro y un poco de susto, sin saber de qué iba todo aquello!!

      Un abrazo y gracias por pasar!

      Eliminar
  6. Que situacion me causo mucha risa :)


    www.vindiebaby.com
    Moda indie para pequenas fashionistas
    Facebook: www.facebook.com/VindieBabyEspanol

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando todo ha pasado la verdad es que te ríes...

      Un abrazo y gracias por pasar!

      Eliminar
    2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
  7. Lo leía y pensaba en modern family, jajajaja que gracia me ha hecho verlo escrito. Menudo estrés debiste pasar pero la niña ahí dando ejemplo a los adultos y portándose como una mayor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego que sí! La niña fue una campeona de primera!. Eso me ayudó mucho.

      Un abrazo.

      Eliminar

!Nos encantan los comentarios!

En anteriores capítulos de 'Burbujita' :